Aplicaciones de la microcogeneración

Microcogeneración | Aplicaciones | Referencias | KW Energie

Los equipos de microcogeneración permiten ahorrar energía y costes de manera sencilla en las instalaciones térmicas de prácticamente cualquier edificio y en muchas pequeñas y medianas industrias. Proporcionan agua a 85ºC a una fracción del coste al que la producen los generadores convencionales como calderas e incluso bombas de calor.

Esto es así porque el calor se recupera de la refrigeración y los gases de escape de un motor de combustión que está simultáneamente generando electricidad. El valor de esta electricidad, que se consume localmente o se exporta a la red, compensa buena parte de los costes de operación y mantenimiento haciendo que el calor se obtenga a muy bajo precio.

Las instalaciones de microcogeneración se diseñan para trabajar el mayor número de horas al cabo del año siguiendo la demanda térmica base de la instalación. La demanda punta se cubre con calderas convencionales, menos eficientes pero que requieren menor inversión por kW instalado. Cuanto mayor y más estable a lo largo del año sea la demanda térmica base mayor será el equipo de microcogeneración que se pueda instalar y más rentable resultará.

Ejemplos de aplicación

La microcogeneración es especialmente interesante en:

  • Centros deportivos y gimnasios, especialmente con piscinas o spas.
  • Residencias con elevado consumo de ACS.
  • Hoteles, balnearios y alojamientos turísticos de tamaño pequeño-medio.
  • Clínicas y centros sanitarios de tamaño medio.
  • Edificios residenciales con instalación térmica centralizada.

En todos los casos aplica tanto en nueva construcción como en edificios existentes (reformas y mejora de instalaciones). En estas aplicaciones puede aportar con facilidad entre un 30 y un 60% del calor total necesario, llegando a disminuir el coste anual a la mitad.

Es también posible producir frío para aplicaciones de climatización empleando máquinas de absorción o adsorción alimentadas con el calor producido por los motores (trigeneración).

La microcogeneración permite asímismo generar electricidad eficientemente en emplazamientos aislados de la red eléctrica como casas rurales, refugios, restaurantes, centros de ocio, explotaciones ganaderas, etc o cubrir la función de un grupo generador de emergencia ante caídas de red. Consultenos.

Ventajas de la microcogeneración

  • Eficiente y limpia: generar simultáneamente electricidad y calor (co-generar) reduce el consumo de combustible hasta en un 30% frente a la mejor generación separada. La reducción de emisiones de CO2 es directamente proporcional.
  • Potente: los equipos de microcogeneración pueden operar hasta 8.500h/año dia y noche, invierno y verano. Debido a esa gran disponibilidad un equipo de pequeña potencia puede proporcionar resultados anuales impactantes, tanto en reducción de costes como de energía consumida y CO2 emitido.
  • Sencilla: los equipos de microcogeneración se integran en las salas técnicas como una caldera más y operan de manera automática, segura y transparente integrando su producción en la instalación térmica y en la red eléctrica. No requieren obra civil y la instalación se completa en menos de una semana.
  • Contrastada: los motores industriales a gas y el resto de componentes han demostrado su fiabilidad de operación en miles de proyectos a lo largo de varias décadas. Su operación se puede monitorizar hoy en día a través de internet garantizando el mejor servicio.
  • Rentable: la inversión en microcogeneración es contenida en comparación con otras soluciones de alcance similar y se recupera rápidamente con los ahorros de costes generados. Recibe ayudas e incentivos de las diferentes administraciones en reconocimiento a sus aportaciones.